De lechuzas y otras salvajadas [Actualizado: murió la lechuza]

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 4.6/5 (8 votes cast)
Luis Moreno del Pereira agrede la lechuza emblemática del Metropolitano

Periódico El Heraldo – Foto: Jairo Rendón

ACTUALIZADO: Murió la lechuza. Martes 1o de marzo de 2011. 8:10 am.

Como todas las mañanas me metí a la página de El Heraldo, el periódico de mi natal Barranquilla, y me encontré con la noticia de que la lechuza agredida por el jugador panameño del Deportivo Pereira, Luis Moreno, había muerto a pesar de que el animalito recibió mejor atención médica que la que reciben muchos colombianos sin posibilidades económicas.

“Gracias”, señor Moreno, porque de un zapatazo mató usted un símbolo del Junior de Barranquilla, de sus aficionados y de toda una ciudad.

_______________

El fútbol es uno de los deportes que más aficionados tiene en el mundo, capaz de congregar personas de todo tipo en un mismo sentimiento para apoyar a 11 jugadores que sudan una camiseta con el propósito de ganar un partido o un torneo. Pero también tiene algo malo: la violencia. Franklin Villanueva, el columnista de ¡Gool! se encuentra preparando un artículo sobre el lado oscuro de este deporte pero me he tomado el atrevimiento, debido a un hecho que ocurrió el día de ayer, de adelantar mi opinión personal.

Hasta ahora habíamos visto hinchas de diferentes equipos enfrentarse en franca lid, hinchas del mismo equipo batallando entre ellos, jugadores agrediendo a árbitros, árbitros agrediendo a jugadores, jugadores enfrentándose en pleno partido, jugadores lesionando a otros intencionalmente, hinchas agrediendo los buses del equipo rival. Lo que nos faltaba era ver un jugador descargando su impotencia contra un animal indefenso. En el partido Junior – Pereira del día de ayer, el jugador panameño Luis Moreno, del equipo visitante, decidió sacar a patadas a la lechuza del estadio Metropolitano cuando ésta cayó dentro del área de juego golpeada accidentalmente por el balón.

[flgallery id=5]

Para los que no saben, la lechuza es un animal que se pasea de vez en cuando en el Metropolitano cuando el Junior juega y se ha convertido en un símbolo del equipo y del estadio porque cada vez que hace su sobrevuelo, el Junior no pierde. El cariño de la afición por este amuleto y mascota no oficial es siempre demostrado con sonoros y largos aplausos.

Pero el día de ayer, un ser evidentemente involucionado decidió calmar su rabia y frustración, por un partido que estaban perdiendo, propinándole “zipote e patá” a nuestra emblemática lechuza (un veterinario que se encontraba en las tribunas tuvo que entablillarle una de sus patas). Los aficionados alzaron  su voz de forma inmediata gritándole al unísono “asesino” y otros improperios contra la pobre madre de este salvaje. Les confieso que alcancé a pensar que de un momento a otro, el campo de juego se iba a ver invadido por una turba iracunda tratando de linchar a este señor. Y es que si yo, que estaba viendo el partido por televisión a 700 kilómetros de distancia y 2600 metros más cerca de las estrellas, sentí indignación y furia, sólo puedo imaginarme lo que sintió la gente que estaba en el estadio.

[poll id=”4″]

Obviamente la irritación de los hinchas junioristas y, especialmente, de los barranquilleros, es mayor por tratarse de un símbolo nuestro. Pero estoy seguro que la mayoría de las personas que se hayan enterado de este suceso lo vieron con asco y desprecio. Porque, símbolo o no, se trata de un animal indefenso. Por lo menos cuando se pelean entre hombres, cada uno puede responder al ataque (sin querer, obviamente, justificar las peleas). Pero, ¿qué medios tenía la lechuza de defenderse? Y, además, ¿qué le hizo la lechuza a este señor?

Con seguridad, el jugador aparecerá, si es que tiene algo de conciencia o es que alguien más inteligente que él así se lo aconseja, en los medios de comunicación disculpándose por sus acciones: “Ehhh.. .bueno, sí. Fue un partido difícil, una cancha complicada. El profe nos dio indicaciones pero no supimos manejar la pelota. Ah y sí, qué embarrada con la lechuza. La verdad es que soy un bruto ignorante y pues… no me pueden pedir que actúe como un ser humano normal”. Espero que este señor reciba algún tipo de sanción por parte de la Dimayor o, ¿por qué no?, de la Sociedad Protectora de Animales; incluso me sorprendió escuchar a un reconocido periodista, que siempre ha sabido hablar mal Junior y del Estadio Metropolitano con frases sutiles (como cuando lo llamó “un potrero”),  reconocer que la acción del jugador merecía sanción por parte del árbitro.

No hay nada que justifique la violencia en el fútbol. Es un deporte que hay que saber disfrutar y sufrir. Hay tres posibles resultados en cada partido y cada uno hay que saberlo aceptar y asimilar. No hay equipo, por grande que sea (la grandeza, después de todo, se la damos cada uno por el amor que le tengamos a esa camiseta), que amerite trifulcas, peleas a trompadas, cuchillazos, asesinatos o, incluso, el maltrato a un pobre animal.

Los invito, junioristas o no, barranquilleros o no, a que alcen su voz en contra de este suceso deplorable y les comparto algunos links relacionados:

Luis Moreno se convirtió en el nuevo villano del Metropolitano – Periódico El Heraldo

Lechuza sobrevive a patada de futbolista del Pereira

Junior vengó a su lechuza venciendo al Pereira

De lechuzas y otras salvajadas [Actualizado: murió la lechuza], 4.6 out of 5 based on 8 ratings
avatar

Efraín Villanueva

Escritor y Especialista en Creación Narrativa de la Universidad Central de Bogotá, donde además fue finalista del Concurso "Narrativas y Creación". Ha participado en el Laboratorio de Creación Literaria de la Fundación Fahrenheit (2012) y en el Taller de Escritura Creativa del Colegio Gimnasio Moderno (2012). Se desempeña también como bloguero oficial del periódico El Heraldo de Barranquilla. Ha dictado cursos de Escritura Creativa en el Centro Artístico Compaz (2012) y de Cuento en Librería Casa Tomada (2013, 2014).

8 Comments
  1. Solo escuchaba el partido pues el fútbol no es lo mío, y te juro que pensé que el chico no había visto de qué se trataba. Pensé que no había visto que era un animalito el que pateaba. Me parece triste y doloroso. Repugnante como tantas otras situaciones o cosas de dicho deporte. Pero bueno… que le vamos a hacer. Sencillamente es un niño que se gana la vida con las “patas”.
    Saludos.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +1 (from 1 vote)
    • Patricia, totalmente de acuerdo con aquello de que es alguien que se gana la vida con las “patas” o “a patá”, diría yo. Este tipo de acciones evidencian la mentalidad y tipo de educación de algunos de los jugadores de equipos de fútbol, sobre todo en nuestro hemisferio. Muchas gracias por seguir participando en Tertulia Alternativa.

      VN:F [1.9.22_1171]
      Rating: 0 (from 0 votes)
  2. Es un acto bochornozo el de el señor Moreno, que sin necesidad alguna actuo como un salvaje. Pero seamos sinceros, aca lo grave es que salio en television y que fue a un “simbolo” del Junior de Barranquilla, pues miles de actos como este se ven a diario en todas partes del pais sin ninguna reaccion.

    Hay que tener coherencia en las cosas, que le dediquen horas de television y pìdan 3 años de carcel y la expulsion de por vida del futbol hacia el animal (El jugador, no la lechuza) es una exageracion, mas cuando no le han dedicado el mismo tiempo y esfuerzo a la denuncia de los salvajes que todos los domingos visitan los estadios de futbol y que mes a mes hacen su aporte a las estadisticas de muertos y ataques violentos en el pais.

    Este es un hecho que hay que denunciar y castigar, muy bueno el articulo.

    Por cierto, la lechuza murio por estres, sacarla de su habitat y demasiada manipulacion de veterinarios. Sin tanta atencion, no hubiera pasado de una pata rota.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +3 (from 3 votes)
    • Carlos, tiene mucha razón y en el artículo “Estoy mamao” que publiqué en mi antiguo blog (http://elprimerintento.blogspot.com) mencioné que este es un país mediático donde hoy todos nos unimos escudados en algo particular para luego dejarlo olvidado cuando algo “más interesante” sucede. Muchas gracias por su comentario y espero que siga participando de nuestra tertulia.

      VN:F [1.9.22_1171]
      Rating: 0 (from 0 votes)
  3. Creo que la ley esta siendo muy flexible con el jugador panameño. Bajo la ley de proteccion de animales en varios paises del primer mundo, si esto hubiera pasado en alguno de esos paises claramente el jugador estaria en la carcel o en su defecto estaria enfrentando un juicio legal. No tengo nada mas que decir.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)
  4. Es una lastima lo de la lechuza, realmente me impacto apenas vi las imagenes… PERO, sin lechuza, sera que el junior seguira ganado en el METRO.. EFRA, nos enfrentamos el sabado, suerte :P

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)
    • Dani, andaba carnavaleando y no te había respondido. El Nacional me dañó ese sábado de Carnaval (bueno, por lo menos un ratico) porque, nojoda, nos tienen de hijo bobo en el Atanasio. Y pa remate el Envigado nos ganó en el Metro. Esperemos que esto no se convierta en la “maldición de la lechuza” o algo así.

      VN:F [1.9.22_1171]
      Rating: 0 (from 0 votes)
  5. Pues, lo dicho, que pena el manejo de los medios de comunciacion en este país, una vergüenza que no sean proporcionales en la forma de dar noticias. Ya sabemos el revuelo que se armo por la lechuza, ahora, un jugador de millonarios le patea la cara a uno de santa fe y le causa una herida que necesita 16 puntos de sutura y poco vemos de los periodistas en este caso.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

Participa de la tertulia: