La importancia de la continuidad

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 4.4/5 (8 votes cast)

No fue ninguna sorpresa que el equipo Barcelona se coronara campeón de la Champions League, así como tampoco lo fue de la forma en que  lo hizo y el derroche de fútbol derramado en la cancha del mítico estadio de Wimbledon. Hay que analizar fríamente el porqué de tanta belleza y, sin saber mucho del gran deporte de las multitudes, encontramos que la repuesta no hay que buscarla entre fórmulas ni como el más escondido de los tesoros. No, no hay secretos. Sólo podemos concluir una sola palabra clave: “Continuidad”. Sí, es eso lo más importante junto a otros factores que se van uniendo a eso mismo, la continuidad de los jugadores, la continuidad del técnico, la formación, la fundamentación y la escuela.

Lionel Messi juega junto a sus hermanitos de equipo, a los que conoce casi que de nacimiento y se convierte en el director de una sinfónica que deleita con valses a todo el que cae en la tentación de disfrutar del concierto de buen fútbol. Muy diferente al Messi que vimos en el mundial: con jugadores extraños para él y con un técnico de pacotilla, más mediático que con criterios para dirigir un seleccionado con tantas estrellas.

Hay que mirar las escuelas del Barcelona F.C., donde toman a niños y niñas desde los seis años, dándoles una formación no solo futbolística sino una formación basada en el concepto de transmitir valores fundamentales del ser humano, tales como la tolerancia, el respeto, la solidaridad, el compañerismo, el civismo, la integración, etc. Es aquí donde está la esencia del equipo y la fundamentación de sus integrantes donde “trabajar en equipo” es redundante si a la larga para formar un equipo no tiene lógica trabajar individualmente.

En Colombia, distamos mucho de esa filosofía del equipo catalán. Si no, veamos qué pasa con las divisiones inferiores de los equipos nacionales. Tal vez  la excepción sea el Deportivo Cali, el cual cuenta con una escuela fundamentada. Pero si vamos a las estadísticas de cuántos niños llegan a ser futbolistas profesionales, nos estrellaremos con una cifra irrisoria.

Si nos vamos a la continuidad de los técnicos, caeremos hacía atrás como Condorito, pues semestralmente en nuestro país por lo menos la mitad de los equipos cambia de técnico y ni que hablar de los records de duración de los entrenadores. No es sino que pierdan tres partidos seguidos y enseguida que le va rondando la huesuda y el gallinazo que se la va montando en el hombro sin ningún tipo de contemplación ni caridad. Solo por dar un ejemplo, uno de los más encopetados equipos de Colombia, el Atlético Junior, ha tenido cinco directores técnicos en los últimos cuatro años y el no menos encopetado Millonarios en el mismo período, ha tenido siete. Hagámonos la pregunta ¿cuándo un entrenador va  a tener tiempo suficiente para conocer su “equipo” si no dura más de seis meses (en promedio)  dirigiendo?

Resulta que el señor Pep Guardiola llegó al Barcelona a los 13 años, partiendo de sus divisiones menores, pasando como jugador de las diferentes categorías hasta la profesional y llegando a ser entrenador, manteniéndose en el cargo durante cuatro años hasta ahora. Si miramos en Colombia, equipo por equipo, nos encontraremos que en el Santafé hay si acaso cinco rolos, en el DIM de pronto seis antioqueños, en el Junior si acaso cinco costeños. Y no estamos mirándolo en el sentido de regionalismo sino buscando cuántos jugadores vienen de la misma “cantera” o han tenido la oportunidad en los equipos de su propio terruño para salir triunfantes. Mientras tanto, los flamantes directivos del fútbol colombiano se la pasan paseándose por el mundo,  con el dinero que los pobres pendejos aficionados vamos dejando en las taquillas, bebiendo whisky con sus compinches nacionales e internacionales y jactándose de dirigir seleccionados con “fundamentación”: ¡Qué tristeza!

La importancia de la continuidad, 4.4 out of 5 based on 8 ratings
avatar

Franklin Villanueva

Nacido y criado en Barranquilla, Ingeniero electricista especializado en instalaciones para áreas clasificadas (industriales y petroquímicas), genéticamente poeta, escritor, parrandero y bohemio.

2 Comments
  1. Mi estimado Franklin, es una verdad tú artículo. Efectivamente, la clave de todo es la continuidad, claro, aderezada con alguna que otra contratación, como en su tiempo fue Ronaldinho y Rafa Márquez y lo es ahora David Villa, pero si, la base de ese equipo son jugadores que se conocen desde las fuerzas básicas. En México la situación es exactamente igual que en Colombia. Los jugadores solo se conocen, si bien les va, de unos meses atrás y ni qué decir de los técnicos, que si conocen de tiempo a un jugador, es porque ese jugador y ese entrenador han coincidido en otro equipo. Qué lástima que nuestro fútbol sea así.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +1 (from 1 vote)
  2. Que bueno que tocas este tema, FRANKLIN, dado que el asunto de la no continuidad, además de otros factores también importantes,tiene a nuestro deporte y especialmente al futbol en una tremenda postración, que de continuar, difícil será salir del estado mencionado, teniendo la dirigencia gran parte de la culpa de este estado de cosas. Pero, el princial y más importante responsable es el ESTADO COLOMBIANO Y EN CABEZA DE ESTE, LOS DIFERENTES GOBIERNOS QUE HAN PASADO Y EN PARTICULAR, EL ACTUAL, que ha sido timorato y no ha tenido la grandeza que le cabe en tan importante y decisiva dimensión del desarrollo y la formación del SER Y DEL SER HUMANO, como es la referente a la EDUCACIÓN FÍSICA, LA RECREACIÓN Y EL DEPORTE, a fin de enrumbar estos menesteres por caminos ciertos. Cosa que no se logrará mientras existan para el manejo del fotbol, tres entes, cuyos dirigentes y en mayor medida, los presidentes, que se creen los amos y señores de esta finca y los deportistas, los peones que les deben producir extraordinarios dividendos, por lo que considero que el ESTADO debe intervenir el futbol colombiano. Primero que todo, debe existir un solo ente para este manejo, siendo el más indicado, LA FEDERACIÓN COLOMBIANA DE FUTBOL, y eliminar de raiz los otros dos: DIMAYOR Y DIFUTBOL, que terminan torpedeando los buenos oficios de la rectoral natural. Con esto, nos sintonizaríamos con los manejos del futbol universal y se le daría, un golpe certero a la burucracia malsana de este país nuestro del sagrado corazón, y los resultados de nuestro futbol serian los esperados, por lo que manos a la obra por el rescate del futbol nacional…DESDE PAJONALITO, SAN ONOFRE, SUCRE…SEGUNDO SALAS BERRIO…UN DEFENSOR DEL DEPORTE COLOMBIANO Y SUS DEPORTISTAS…

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

Participa de la tertulia: